Camillas Quiroprácticas

Filtrar por:

Suscríbete a nuestra Newsletter Recibirás ofertones y novedades

Camillas Quiroprácticas

VIVOMED

por página
por página

En la actualidad la quiropraxia es una de las medicinas alternativas más utilizadas para tratar y prevenir los problemas musculoesqueléticos, especialmente la columna vertebral.

Para emplear la quiropraxia los especialistas en este campo utilizan diversos tipos de camillas para este trabajo, las cuales cumplen una función importante para la realización del tratamiento.

¿Qué es la quiropraxia?

La quiropraxia tiene su origen en 1895, en Davenport EE. UU creada por el Dr. Daniel Palmer con el fin de tratar los problemas o enfermedades del sistema musculoesquelético.

Y así evitar a las personas el uso tan frecuente de fármacos, ni recurrir a las cirugías  y sustituirlos por masajes o tratamientos físicos.

 Estos problemas pueden causar dificultades en el funcionamiento normal del sistema nervioso, y por ende desestabilizar el estado de salud de las personas.

Es por ello que la quiropraxia se centra en detectar, corregir y prevenir los trastornos óseos y musculares, especialmente la columna vertebral, la desviación o subluxaciones de esta.

Actualmente esta terapia es empleada como un método curativo de estas enfermedades y dolencias que a diario presentan las personas afectando su condición de vida y salud.

La quiropraxia es un tratamiento que puede ser empleado en persona de cualquier edad, implementando técnicas específicas para bebes, pacientes de edad avanzada, entre otros.

La palabra quiropraxia deriva del griego que significa realizado manualmente, es decir se basa en técnicas manuales y ajustes articulares.

¿Quién es el quiropráctico?

Los encargados de realizar este trabajo son profesionales que se preparan y se especializan en la materia durante 5 años en la universidad, su formación incluye experiencias teóricas y prácticas.

La formación de estos profesionales se centra en el estudio y conocimiento de la anatomía, fisiología y bioquímica lo cual les permite y facilita  diagnosticar y tratar a las personas.

Los encargados de llevar a cabo la quiropraxia reciben el nombre de quiropráctico, pues son los encargados de tratar los problemas óseos y musculares que presentan las personas.

Estos problemas pueden ser dolor cervical, dolor dorsal, dolor lumbar, dolor sacro coxígeo, osteoartritis y afecciones de los discos de la columna.

A nivel vertebral los quiroprácticos utilizan técnicas específicas y de ajuste que permiten restablecer la conexión entre el tejido celular y cerebro.

En este ajuste se aplican técnicas de corrección manual y el restablecimiento entre el tejido y el cerebro, permite la regeneración celular,  y  con el tiempo permite la curación de las personas.

Los quiroprácticos para realizar su trabajo adecuadamente requieren de la ayuda de instrumentos, un ejemplo de ello lo son las camillas, que les facilitan el trabajo a realizar.

¿Cómo saber cuándo se debe acudir a un quiropráctico?

Los candidatos que quieren ser sometidos a la quiropraxia deben pasar previamente por un estudio radiológico que determine si se puede someterse a este tipo de medicina alternativa.

Lo cual les permitirá el alivio de las molestias y el dolor causado por problemas y enfermedades que afecten el funcionamiento de la columna vertebral y sus anexos.

Camillas para quiropraxia

Siendo las manos la herramienta más importante para que un quiropráctico pueda realizar su trabajo, es indispensable también el uso de las camillas, pues permite facilitar las maniobras físicas

Las camillas son un utensilio de gran importancia para este trabajo, pues permiten que los pacientes se recuesten  y relajen toda la musculatura durante el ajuste.

Estas suaves camillas de masaje pueden presentarse con diversos compartimientos que permiten a los pacientes adoptar diferentes posiciones cómodamente durante el desarrollo de la terapia.

Gracias al mecanismo con que algunas de estas están adaptadas, permite que partes específicas de las camillas suban y bajen cuando sean necesarias durante el trabajo quiropráctico.

Este sistema que permite el ascenso y descenso de las camillas es manual, y permite al doctor elegir la configuración de estos para mejor control de postura del paciente.

Algunas de estas no solamente presentan el sistema de elevación sino también de giro o rotación para tener mejor acceso a la zona a tratar.

 Las camillas utilizadas en este trabajo son especializadas y estas se conocen como, camillas quiroprácticas drops.

Actualmente hay diversos tipos de camillas con drops, algunos de ellos son camilla elevación y drops (modelo drops y lift, y de mayor uso común), Camilla Knee chest (modelo KNC) entre otros.

Siganos